Consejos para hacer negocios en el mundo árabe

Consejos para hacer negocios en el mundo árabe

Hoy se celebra el día de la Lengua Árabe, octavo idioma más hablado del mundo y lengua oficial en más de 20 países de la Península Arábiga, el Magreb, o el Cuerno de África. Aprovechando esta conmemoración, os ofrecemos algunos consejos para hacer negocios en países árabes o con empresarios de esta procedencia.

Aunque existen diferencias culturales entre los distintos países del mundo árabe, los expertos en economía y negocios aconsejan ante todo observar al interlocutor, tratando de ser prudente y respetuoso. Así pues, más que intentar evitar ofenderle, es imprescindible mostrar interés y respeto en todo momento. Aquí tenemos algunas pistas para conseguirlo:

En este contexto, las mujeres ocupan un papel complejo, ya que se suele evitar el contacto directo entre personas de distinto sexo. Generalmente, los hombres árabes se saludan con abrazos y un beso en la mejilla o en la nariz, aunque a los extranjeros les dedican simplemente un apretón de manos. En cambio, si eres mujer occidental, espera a que te tiendan la mano y, si tu interlocutor no lo hace, salúdale sin tocarlo. De la misma manera, si eres hombre occidental, debes evitar presentarte directamente a una mujer árabe y abstenerte de tocarla. Además, debes mostrar respeto por las personas de mayor edad, cediéndoles el paso o reservando la posición a la derecha del grupo al caminar juntos.

Para romper el hielo, es recomendable entablar una conversación introductoria que forje un ambiente de confianza. En el ámbito empresarial, se aconseja hablar sobre la salud y el bienestar de la otra persona, evitando hablar de esposas o familiares del sexo femenino. A la hora de entrar en materia, es posible que tu interlocutor espere a que seas tú, como visitante, quien comience a hablar de negocios: utiliza frases cortas y concisas, y ten presente que un “sí” no es suficiente para cerrar un acuerdo, seguramente, tu interlocutor solamente esté afirmando que te está escuchando.

El idioma es uno de los factores que más te pueden ayudar a lograr el éxito en una negociación con un interlocutor árabe. Además del inglés, lleva tarjetas y material de presentación en árabe para mostrar tu interés y aprecio por su cultura.

En las reuniones, es una costumbre muy extendida recibir a las visitas con un refresco, infusión o bebida caliente en señal de cordialidad, así que no dudes en aceptar este ofrecimiento y mostrar tu gratitud. No utilices la mano izquierda cuando ofrezcas o recibas objetos, pues es considerada como impura.

La religión es un aspecto neurálgico en torno al cual se establecen la mayor parte de las relaciones sociales en los países árabes. Si te invitan a visitar una mezquita, evita los pantalones cortos y asegúrate de llevar los hombros cubiertos. Si eres mujer, cubre tus cabellos con un pañuelo, evita los escotes y utiliza ropa por debajo de tus rodillas. Estas pautas de vestimenta son aplicables también al ámbito de los negocios: traje y corbata para ellos y una indumentaria conservadora para ellas, aunque no es necesario que cubras tu pelo.

En cuanto a la comida y el alcohol, no sirvas alcohol si organizas alguna recepción para invitados de cultura árabe como muestra de respeto. Y lo mismo sucede con los alimentos procedentes del cerdo. Así que nada de servir jamón ni de utilizar manteca de cerdo para la elaboración de repostería. En cualquier caso, advierte a tus comensales si sirves algo que contiene algún derivado porcino.

Encuentro tanta diferencia entre yo y yo mismo como entre yo y los demás

Montaigne

Share This Post

Suscríbete a nuestra lista de correo:

Leave a reply